Con el verano a la vuelta de la esquina, más horas de luz y las ganas que tenemos de salir al aire libre, tenemos una importante labor, preparar nuestra piel para la exposición solar.

Queremos que nuestra piel coja ese tono doradito que tanto favorece, pero este deseo se topa con el deseo de evitar los efectos dañinos de los rayos del sol en la piel, ¿podemos hacer algo?

La respuesta es sí, así que si quieres lucir un moreno radiante este verano, solo tendrás que seguir estas pautas para preparar tu piel para la exposición solar.

¿Cómo preparar la piel para la exposición solar? 

Comenzaremos por la alimentación, ya que si nos cuidamos por dentro, nuestra piel lo refleja. Para ello aumenta la ingesta de alimentos ricos en vitamina C, con alto poder antioxidante, y betacarotenos. Algunos ejemplos son: naranjas, zanahorias, calabaza, sandía, pimiento…

Realiza una exfoliación completa de la piel, con ello eliminaremos las células muertas y estaremos preparadas para conseguir un tono bronceado uniforme. 

La exfoliación la puedes realizar en casa, pero nuestra recomendación sería que en los cambios de estación, acudas a un centro de estética a realizar un tratamiento de peeling, y que el mantenimiento lo realices a posteriori en casa con las pautas que te marque el especialista en la piel.

Una vez que ya tenemos la piel limpia y exfoliada, lo siguiente es hidratar la piel, elige productos que se absorban con facilidad y que ayuden a calmar la piel, te servirán a la vez para usar tras la exposición solar.

Otra de nuestras recomendaciones es tomar nutricosmética, hay complementos alimenticios que te ayudan a preparar la piel, protegerla de los efectos dañinos del sol, e incluso a conseguir un bronceado más rápido, uniforme y duradero.

Y por supuesto lo que no puede faltar en tu rutina para preparar la piel para la exposición solar es el uso de crema de protección solar a diario. 

Aquí ya es cuestión de gustos, puedes elegir una crema hidratante con protección solar, una CC cream o una crema protectora que introduzcas a tu rutina diaria antes de salir a la calle. Cuando vayas a tomar el sol, elige formatos específicos, adaptados al cuerpo o al rostro, para obtener una mayor protección y cuidado de la piel.

Si sigues estos pequeños consejos, prepararás tu piel para la exposición solar manteniéndola cuidada y protegida, y lo notarás y lo notarán. Si tienes dudas respecto al estado de tu piel, no dudes en contactar con un especialista en el cuidado de la piel, te ayudarán a elegir los productos que mejor se adaptan a ti en esta rutina de belleza.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies