Con la llegada del verano, todos tendemos a preocuparnos más por nuestra figura y por cómo luciremos en bañador o en bikini en la playa y la piscina. Desde el centro de medicina estética Marta Suárez recomendamos siempre a aquellas personas que quieren controlar su peso o someterse a un proceso de adelgazamiento, que lo hagan de la mano de profesionales. No existen las dietas milagro, sino las buenas pautas de alimentación. Por ello, ofrecemos un plan de dietas personalizadas en Zaragoza supervisadas y preparadas por la doctora Marta Suárez.

Beneficios de las dietas personalizadas

Hay quienes, para adelgazar, buscan en Internet dietas ‘tipo’ y deciden seguirlas, sin consultar con un especialista. Esto es un gran error, porque cada persona tiene un metabolismo diferente que regula de una forma distinta los tipos de alimentos que consume.

Por ello, hay personas con mayor tendencia a la retención de líquidos, a acumular grasa en determinadas zonas del cuerpo o a asimilar mejor o peor por los azúcares. Todo ello implica que las dietas personalizadas se conviertan en una herramienta esencial a la hora de llevar a cabo un plan de adelgazamiento. Veamos los beneficios de las dietas personalizadas.

Personalización absoluta

Como su propio nombre indica, una dieta personalizada como las que realizamos en el centro de medicina estética en Zaragoza de la Dra. Marta Suárez , se adapta a las condiciones de peso, talla, altura, salud de la persona, metabolismo, y kilos que cada persona quiere perder. Esto ayuda a elaborar un plan individualizado de comidas que consiga que los objetivos se cumplan de una manera más efectiva.

Educación alimentaria

Además, al tratarse de una dieta personalizada, la persona en cuestión pasará por un proceso de educación alimentaria, aprendiendo qué tipos de alimentos le convienen más en su caso particular.

Salud y metabolismo

Como comentábamos, las dietas personalizadas tienen en cuenta la salud y la reacción de cada metabolismo a los diferentes tipos de alimentos. Esto ayudará a quienes se sometan a una de ellas a controlar posibles afecciones, y dejarán de sentir que ciertos tipo de comida les sientan mal, puesto que se eliminarán o controlarán en su dieta gracias a una pruebas específicas.

En definitiva, debemos tener en cuenta que la operación bikini no es algo negativo, pero debe realizarse siempre bajo la supervisión de un profesional adecuado, que cuente con los conocimientos médicos y nutricionales para elaborar dietas personalizadas que cumplan con los objetivos de cada paciente.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies